Cada vez más vehículos autónomos: ¿es el fin de los repartidores?

0
121
cada-vez-mas-vehiculos-autonomos:-¿es-el-fin-de-los-repartidores?

Glovo repartirá comida a domicilio con robots autónomos a partir de 2022 en Madrid y no es la única empresa en avanzar en esta modalidad

Cada vez existen más puestos de trabajo en los que los robots reemplazan al trabajo humano, ya sea por automatización, machine learning o incluso por vehículos autónomos.

Estos últimos, según 20 minutos, podrían representar el fin para los repartidores a domicilio. El medio mencionó como ejemplo que la aplicación Glovo, que se utiliza para trabajar como repartidor de pedidos a domicilio, estuvo probando un robot autónomo de reparto en el que se transporta los pedidos. Estos nuevos dispositivos, además, se incorporarán a la plantilla en 2022.

Este vehículo es eléctrico, circula a una velocidad de cinco kilómetros por hora, pesa 40 kilos y mide menos de un metro de altura al igual que su anchura es de 80 centímetros. Cuenta con un aprendizaje de Inteligencia Artificial que le permite identificar los obstáculos y los pasos de peatones, no obstante, aún le cuenta reconocer los semáforos.

Madrid será la primera ciudad de España que pruebe este servicio de delivery, además, solo circulará por zonas peatonales y su radio de operaciones será de un kilómetro a la redonda. La zona concreta en la que se realicen las primeras pruebas será en el barrio de Salamanca.

El funcionamiento a la hora de realizar un pedido no varía. Los usuarios de Glovo harán sus pedidos y podrán seguir el recorrido del robot desde la aplicación. Una vez que llegue la comida al domicilio, el cliente recibirá una notificación y podrá recoger su pedido.

Más robots que reemplazan humanos

Google está probando hacer la desinfección y limpieza de sus oficinas con robots

Goggo Network pondrá en funcionamiento un food truck (camión de comida en inglés) que será como una máquina expendedora de productos cocinados que se moverá de forma autónoma por distintos puntos de Madrid para vender la comida.

Los usuarios podrán hacer sus pedidos cuando se acerquen y podrán pagar con tarjeta o con el móvil, indicó 20 minutos. Cuando se agote el producto, el robot se dirigirá a los restaurantes más cercanos para reponer su stock. Además, en el momento que se agote la batería, el propio camión irá por su cuenta a abastecerse. También está previsto que empiece a funcionar en 2022.

El gigante de Internet, Google, también probó robots repartidores. Pero la última novedad es que está probando, como parte del proyecto “Everyday Robots”, unos que asisten a los empleados de la compañía en tareas como limpiar las mesas, desinfectarlas y separar y clasificar la basura.

Esta flota de robots que se desplegaron en las oficinas de Sillicon Valley fueron desarrollados por Alphabet, la compañía tecnológica que agrupa a Google y todos sus servicios y productos.

Estos robots están equipados con un brazo articulado que le permite manipular objetos y herramientas, junto a una cámara que le otorga un sentido de percepción del entorno. También cuenta con una serie de sensores. El prototipo de Everyday Robots puede desplazarse por los pasillos de una oficina y realizar sus tareas de limpieza de forma segura, en convivencia con los empleados de la compañía.

El objetivo de Alphabet X con el proyecto Everyday Robots busca generar un proceso de aprendizaje fluido, donde los robots puedan comprender una demostración realizada por humanos u otros robots. De este modo, los prototipos comenzaron a separar los desechos para reciclaje, una tarea que por ahora realizan de forma lenta.