La empleada doméstica le respondió al tuitero que subió su foto hablando de “asco clasista”

0
64
la-empleada-domestica-le-respondio-al-tuitero-que-subio-su-foto-hablando-de-“asco-clasista”

La retrataron de espalda, con uniforme, y llevando un carrito de compras. Pero ella afirmó estar orgullosa y no sentirse discriminada.

“El asco clasista que da salir a caminar por Recoleta” escribió en Twitter un usuario, Daniel K, junto a la foto de una mujer, con uniforme, caminando por ese barrio de la Ciudad de Buenos Aires. Lo que seguramente no esperaba era que la imagen le llegara a ella, que contestó con altura en un hilo que se convirtió en viral.

Mi nombre es Lucero, soy Boliviana, y radico en Argentina hace ya 7 años. Tengo 26 años, actualmente trabajo atendiendo y cuido dos personas adultas mayores”, explicó Lucero, la protagonista de la foto.

Leé también: “Mi mamá se casó enamorada, mi papá del brazo de su amante”, la historia detrás del tuit viral

La mujer contó que estudió enfermería y otra carrera, por lo que buscó un trabajo que se pueda acomodar a sus tiempos: por eso eligió lo que está haciendo. “A los abuelos les cocino, les ayudo con su ropita, les ayudo a bañarse y los fines de semana hacemos compras y nos vemos como en la foto”, detalló.

Lucero además contó que trabaja en blanco, le pagan lo que ella “considera justo” y que aunque vienen de clases sociales muy distintas la tratan con respeto.

“Nunca me discriminaron, yo los estimo muchísimo, siempre les digo que cuando me reciba quiero que estén allí conmigo”, agregó.

La crítica al tuitero Daniel K

Me parece muy idiota el twitt que hizo Daniel K, sobre todo por su referencia, obviamente deben existir personas malas y explotadoras, pero el problema es su estigma, solo por que es de ‘Recoleta’”, describió la mujer, que tuvo diversos empleos, mejores y peores, “laburo es laburo” y “el trabajo nos dignifica como personas”.

Lucero, además, recordó las enseñanzas de sus abuelos: “me cuentan las historias de todo lo que tuvieron que hacer y esforzarse para tener todo lo que tienen hoy en día, no siento nada de envidia ni rencor, al contrario los admiro demasiado!”

Por último, la joven concluyó su hilo viral contando que “la abuelita” le borda a mano los uniformes de la facultad y también los que usa para trabajar.