18.1 C
Santiago del Estero
HomeEconomíaCafé Martínez, entre el temor al desabastecimiento, la expansión en Paraguay y...

Café Martínez, entre el temor al desabastecimiento, la expansión en Paraguay y un nuevo rubro

Café Martínez está abriendo el juego. Además de expandirse con su negocio tradicional de cafeterías en la Argentina, está poniendo sus fichas en el crecimiento de sucursales en los países vecinos, la venta en supermercados y la apertura de un nuevo formato comercial.

La cadena que los hermanos Salas abrieron a fines de los 80 tiene hoy 174 sucursales en la Argentina, de las cuales la mayoría son franquiciadas. Solo les falta llegar a Jujuy, Neuquén y La Rioja.

Este año, instalarán otras 20 y comenzarán con locales propios en los países vecinos, donde hasta ahora se habían expandido con franquicias.

Con este formato tienen tres puntos de venta en Uruguay, dos en Bolivia y 6 en Paraguay, uno de los mercados más prometedores y donde instalarán la primera sucursal propia fronteras afuera.

A los nuevos mercados de la región llegarán primero con productos envasados y cápsulas, como sucede en Chile. Y luego pondrán locales propios. Será en 2023. “Hasta ahora podíamos atender los países desde Argentina, pero si nos vamos a ir alejando necesitamos un equipo instalado allí”, cuenta Marcelo Salas, socio director de Café Martínez.

Para crecer en los supermercados, donde ya generan el 7% de las ventas, están desarrollando productos diferentes y una línea separada, llamada “1933”.

Pero este canal viene complicado por la falta de producto debido a las restricciones para importar, con cupos y la obligación de negociar el pago con los proveedores a 180 días, contra 30 que era la norma. La empresa trae de afuera el café verde y lo tuesta y envasa en el país. 

Ante las trabas oficiales, Salas dice “los empresarios tenemos que involucrarnos más, en lugar de irnos del país“. Y cuenta que hay riesgo cierto de desabastecimiento, pero que están negociando con el Gobierno a través de la Cámara del sector.

Para Salas, “no hay muchos caminos para salir adelante: el país tiene que acomodar sus gastos. ¿Cuántas veces recorrimos el camino de los acuerdos de precios? Estos acuerdos son como un paño frío cuando tenés fiebre, solo se pueden controlar un tiempo”.

Pese a la inflación, el empresario asegura que 2021 fue un año “muy muy bueno” y que están ya a niveles de 2019.

La tercera pata a la que apuesta el grupo está liderada por Gerónimo Rojo Salas, sobrino de Marcelo, y es la cadena de hamburgueserías Holy. Abrieron un local en Nordelta y el plan es tener 50 en 10 años.

El concepto de esta iniciativa es un público familiar durante el día, con juegos de mesa, y un consumo nocturno para jóvenes. Ya están mirando nuevas locaciones.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS