El coronavirus contraataca y los contagios se multiplican en las principales ligas de Europa, pero la pelota no para

0
118
el-coronavirus-contraataca-y-los-contagios-se-multiplican-en-las-principales-ligas-de-europa,-pero-la-pelota-no-para

“Solo las palabras no resolverán nada”, aceleró Pep Guardiola después de aclarar que entendía la tradición del Boxing Day pero que, entre lesionados e infectados por el coronavirus, solo contaba con nueve jugadores. “La UEFA, la FIFA, la Premier League, las televisiones –siguió-, el negocio es más importante que el bienestar. Quizás necesitamos una huelga para que la gente preste atención”.

En Inglaterra, según los datos oficiales, en la primera quincena de diciembre aparecieron 54 nuevos casos de coronavirus en los planteles de la Premier que obligaron a suspender seis de los 10 partidos de la fecha. La cifra llegó a más de 100 contagios en la tercera semana del mes. Pero nadie confía en que esos sean los números reales.

“No entiendo por qué no somos más abiertos sobre el tema”, planteó Jürgen Klopp. “Mucha gente se contagia de Covid en este momento, es un hecho. Si me contagio, y espero que no, lo habría dicho sin ningún problema. ¿Por qué lo estamos ocultando? ¿Por qué nadie dice la cantidad de jugadores afectados? Siempre es un cierto número de jugadores y del cuerpo técnico. Vamos, dilo, para que todos entiendan por qué no podemos jugar”.

Las señales de prevención en en el estadio del West Ham. Foto: AP

El Liverpool de Klopp deberá jugar cinco partidos en dos semanas: Chelsea (2/1 por Premier), Arsenal (6/1 ida de semis de Copa de la Liga), Shrewsbury Town (9/1 por FA Cup), Arsenal (13/1 revancha de semis) y Brentford (16/1 Premier).

“Es un calendario ridículo y todo el mundo lo sabe”, se quejó Brendan Rodgers, el técnico del Leicester que perdió 6-3 contra el Manchester City el 26 de diciembre y 48 horas más tarde le ganó 1-0 al Liverpool. El sábado vuelve a jugar, recibe al Norwich para coronar tres partidos en seis días.

En LaLiga de España se informan más de 130 casos positivos. Y la cuenta se actualiza minuto a minuto.

Hace una semana y ante el repunte de la pandemia, la organización aprobó un nuevo protocolo para sus clubes que establece la realización de un test de antígenos diario antes de los entrenamientos a jugadores y personal del club, además de un test PCR semanal durante al menos los primeros 15 días de enero, como medida adicional. Los días de partido los clubes locales deben testear a primera hora y los visitantes antes de iniciar el viaje a la cancha.

Ya dejaron escrito que ningún partido se suspenderá si cada equipo cuenta con al menos 13 jugadores, entre los que debe haber un arquero y como mínimo cinco futbolistas del plantel profesional. También marcaron que, en caso de no contar con el número suficiente, cada equipo puede suspender un solo partido y hasta la fecha 30 del torneo. Si pretende hacerlo más veces o en la definición del certamen, se le dará por perdido el partido 3-0.

En ese escenario, la Real Sociedad, que visita al Alavés el domingo, tiene 17 jugadores infectados entre la Primera y el equipo filial. Rayo Vallecano solo pudo entrenarse con 8 jugadores; tiene al menos a 14 ya confirmados con Covid. El último informe oficial del Celta notificó nueve positivos. Debe viajar para jugar con Betis, que tiene seis casos y espera los resultados de las últimas pruebas.

En el Atlético de Madrid dio positivo por segunda vez el DT argentino Diego Simeone, que se suma a los futbolistas Koke, Antoine Griezmann, Héctor Herrera y Joao Félix.

El Cholo Simeone volvió a dar positivo. Foto: EFE/Miguel Ángel Molina

Barcelona agregó este jueves tres casos más: Sergiño Dest, Philippe Coutinho y Ez Abde. Así ya son diez los infectados que no podrán viajar para jugar el domingo contra Mallorca, que por ahora tiene 7 contagios.

Real Madrid vivió su pico la semana pasada con nueve bajas que ya pueden regresar, aunque ahora surgieron otros cuatro casos: Courtois, Vinicius, Valverde y Camavinga.

En España los medios indican que están atravesando la sexta ola del virus. Por primera vez se registran más de 1.000 casos por cada 100.000 habitantes. Entre las nuevas medidas, el Gobierno redujo los aforos de los estadios de fútbol a un máximo del 75% mientras que los eventos deportivos en lugares cerrados solo podrán alcanzar hasta un 50%.

En Italia ya anunciaron que cuando se reanude el Calcio la semana próxima, los estadios podrán tener un aforo máximo del 50%.

Atalanta informó dos casos positivos en su plantel, lo mismo que Napoli, que recién recupera a su figura, Lorenzo Insigne. Spezia tiene tres y postergó la vuelta a los entrenamientos. Bologna informó este jueves los casos positivos del argentino Nicolás Domínguez, de Nicolas Viola y del arquero Marco Molla, que se perderán el partido del 6 de enero ante Inter. Fiorentina tiene cuatro casos. Salernitana registraba hasta el miércoles seis contagiados, mientras que Genoa sufre la baja del entrenador Andriy Shevchenko por Covid.

En Alemania, que volvió a jugarse a puertas cerradas por el avance de la variante ómicron, Joshua Kimmich todavía no puede reincorporarse al plantel del Bayern Múnich. Sufre “infiltraciones leves pulmonares” que le impiden cumplir normalmente con los entrenamientos.

“Para mí, era difícil hacer frente a mis miedos y recelos –afirmó el mediocampista de la selección en una entrevista a la televisión pública alemana ZDF-, por eso he estado tanto tiempo indeciso”.

Kimmich fue uno de los cinco futbolistas del Bayern que se manifestó en contra de la vacunación contra el coronavirus. Los otros fueron Serge Gnabry, Jamal Musiala, Eric Choupo-Moting y Michael Cuisance. Por no aplicarse la vacuna, el club decidió recortarles el sueldo, una medida cuestionada por el amplio porcentaje de antivacunas que se manifiesta especialmente en el Viejo Continente.

Ahora Kimmich se mostró arrepentido. Anunció que está a disposición para recibir su dosis cuando le corresponda hacerlo. En el medio, primero fue contacto estrecho, luego se contagió de Covid-19 y más tarde sufrió efectos colaterales que afectan sus pulmones. A raíz de eso, entendió que “un comportamiento individual responsable” puede no ser suficiente frente a la pandemia y cambió su postura inicial.

Las dudas que rodean a Djokovic

El serbio Novak Djokovic no informó si está vacunado y su presencia en el Abierto de Australia es una incógnita. Foto: AP Photo/Bernat Armangue

El número uno del mundo en circuito masculino de tenis, Novak Djokovic, se retiró de la ATP Cup en Sídney, el torneo que abre el telón del nuevo calendario, y crecen las especulaciones acerca de si está vacunado o no contra el Covid y, en base a esta situación, si defenderá el título del Abierto de Australia.

A los 34 años, el serbio aún no confirmó su participación en el Gran Slam que se jugará del 17 al 30 de enero y en el que no solo buscará su décima consagración allí (incluidas las últimas tres ediciones) sino además el premio mayor: un nuevo título sería su 21º torneo de los Grandes y superaría el récord que comparte actualmente con el español Rafael Nadal y el suizo Roger Federer, los tres con 20.

Pero para ser autorizado a entrar en Australia y participar en el torneo, los jugadores, sus acompañantes y los miembros de su equipo deben estar vacunados. Y Djokovic no quiere decir si está vacunado o no.

El padre del tenista, Srdjan, había declarado a finales de noviembre a la televisión serbia que su hijo no iría a Australia y les apuntó a los organizadores. Mientras, algunos medios europeos especulan con que Djokovic solicitará una exención médica para poder estar en Australia y buscar defender el título.

Esta postura contrasta con las declaraciones contundentes del primer ministro australiano, Scott Morrison quien afirmó que “no hay reglas especiales para los tenistas ni para nadie”. “Él (por Djokovic) seguirá los mismos requisitos que todo el mundo para entrar en Australia”.

La Federación Australiana de Tenis ya puso a disposición de los tenistas vuelos chárter para permitirles llegar a Melbourne y Sídney para participar en los torneos preparatorios.

La última campeona del Gran Slam en el cuadro femenino, la japonesa Naomi Osaka, llegó este martes. El caso de Djokovic sigue plagado de dudas.

En Estados Unidos también

Michael Malone, entrenador de los Denver Nuggets de Facundo Campazzo, acaba de dar positivo de Covid. Foto: AFP

La NBA, NFL y NHL dan batalla para mantener a sus equipos compitiendo, en momentos en que las tasas de casos de covid-19 se disparan en Estados Unidos y Canadá debido a la embestida de la variante ómicron.

Hasta el miércoles, Estados Unidos registraba el promedio más alto de casos nuevos de covid desde que inició la pandemia, con un promedio en siete días de 265.427 que superó el pico anterior de 251.989, alcanzado en enero de 2021, según un rastreador administrado por la Universidad Johns Hopkins.

Pero a medida que aumenta la evidencia del surgimiento de menos casos graves con la nueva variante, las ligas deportivas administran los ajustes a sus protocolos de coronavirus para seguir protegiendo a los jugadores, el personal y los fanáticos pero manteniendo su programación siempre que los contagios en los planteles lo permiten.

Las tres grandes ligas, NBA, NFL y NHL, cambiaron las reglas de regreso para los jugadores que se reportan como positivos al covid-19.

La NFL redujo el período de aislamiento para jugadores vacunados y no vacunados de 10 a tan solo cinco días si cursan la enfermedad sin síntomas.

La NBA redujo el tiempo de cuarentena de 10 días a seis para los asintomáticos vacunados que dan positivo. Un camino que tomó para evitar cancelaciones de juegos como la que el miércoles afectó a Miami Heat, cuando el equipo de Florida no alcanzó los ocho jugadores disponibles y cumplir con el reglamento. Lo mismo le sucede a Denver Nuggets, el equipo de Facundo Campazzo, que este jueves reportó el positivo de Michael Malone, su entrenador, y otros tres jugadores. 

Navegar por la oleada de ómicron es “desconcertante”, admitió el entrenador del Heat, Erik Spoelstra, ya que jugadores sin síntomas de la enfermedad fueron descartados de los juegos al aumentar las pruebas para detectar el virus.

“Creo que hemos llegado a un punto en el que necesitamos más información”, dijo Spoelstra. “¿Hay más casos asintomáticos? ¿Qué significa eso y qué ajustes podemos hacer a partir de ahí?”.

Si bien se celebra que la mayoría de los marginados del juego por covid no muestren signos graves de la enfermedad, su exclusión pone en riesgo la competitividad de las ligas. Un problema que golpea especialmente a la NFL, que transita las últimas dos semanas de temporada regular con varias plazas a los playoffs en disputa, en una liga en la que más de 500 jugadores dieron positivo en diciembre.

En medio de la ola de contagios, muchos equipos han endurecido sus reglas de distanciamiento social, volviendo a las reuniones virtuales en un intento por mantener a los jugadores saludables.

“Siento que los equipos que pueden manejar la situación de covid-19 serán los que podrán salir y entrar a los playoffs, para ser honesto”, dijo el jugador defensivo de los Colts de la NFL DeForest Buckner.

La NBA todavía está lejos de la fase decisiva, pero la incertidumbre que plantea el escenario sanitario actual también atenta contra la calidad del espectáculo.

“Es literalmente un juego de azar cada vez que haces una prueba para saber sobre quién es negativo y quién es positivo”, dijo la superestrella de Los Angeles Lakers, LeBron James.

“Solo tienes que ver quién está disponible”, para saber cuál es el presente que enfrenta un equipo, resaltó.

Los casos de coronavirus han provocado la cancelación de entrenamientos y cerca de una docena de juegos fueron pospuestos en la NBA. Números no tan alarmantes, sin embargo ha sido un gran dolor de cabeza este periodo con equipos que han tenido que arreglárselas sin entrenadores en jefe, marginados por el virus y, en algunos casos, completaron alineaciones con figuras de la liga de desarrollo.

“Por supuesto que hay una cierta cantidad de injusticia”, dijo el comisionado de la NBA, Adam Silver. “Pero la otra ventaja es que tenemos una temporada de 82 partidos y unos playoffs largos y mi sensación es que las cosas saldrán bien al final de la temporada”, acotó.

Con información de AFP

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA